DSD: Diseño de Sonrisa Digital

 

Diseño de Sonrisa Digital (DSD) es una herramienta de última tecnología para realizar la planificación virtual de tratamientos, ofreciendo al paciente una visión real de los resultados diseñados. Se trata de una solución vanguardista en innovación tecnológica para estética bucal, que ofrece soluciones a pacientes que quieren ver su sonrisa y personalidad mejoradas de forma definitiva. En Clínica Odontológica Mussuto contamos con equipamiento CAD/CAM, un sistema tecnológico que permite el diseño y la elaboración digital de prótesis dentales.

 

Sirviéndose de la combinación entre fotografía digital y sistemas de reconocimiento facial y bucal, el odontólogo especializado en DSD realiza una planificación virtual del tratamiento estético que realizará. La mayor ventaja de este innovador instrumento es que el paciente puede ver simulaciones de la versión futura de su rostro y sonrisa, conociendo así los resultados antes de iniciar el tratamiento, y obteniendo mayor participación y tranquilidad en la práctica. Es preciso aclarar que los resultados son extremadamente fieles a la vista previa generada por el diseño, logrando un real cambio en la seguridad y la personalidad del paciente.

 

Ventajas de DSD

 

  • El paciente obtiene una visualización fiel de cómo se verá luego del tratamiento, pudiendo realizar modificaciones y mejoras en base a simulaciones digitales en tiempo real.
  • Permite un diseño personalizado de la sonrisa del paciente, sin otro modelo que su propia cara y su idea de sonrisa ideal.
  • El odontólogo realiza la planificación basada en datos exactos y precisos, lo que aporta a mayor previsibilidad, menor margen de error y, en consecuencia, resultados superiores.
  • La comunicación odontólogo-paciente es mucho mejor, dando a este último un rol participativo en el tratamiento.
  • Las simulaciones e imágenes digitales de DSD permiten una comunicación mucho más efectiva entre especialistas y profesionales consultados o intervinientes en el diseño del tratamiento.
  • El paciente enfrenta el tratamiento estético con mayor seguridad, habiendo visto anteriormente el resultado real en su propio rostro.
  • Una vez finalizado el diseño y la planificación, los archivos digitales quedan a disposición el paciente, generando así una especie de “historia clínica digital” de la sonrisa diseñada.

 

Pacientes Seguros con su Sonrisa

 

La sonrisa es una parte vital de la configuración estética del rostro. Someterse a un tratamiento estético para mejorar el aspecto de la sonrisa puede provocar cierta inseguridad sobre la la calidad de los resultados, y hacer del tratamiento un proceso difícil y confuso desde su inicio. La planificación de las mejoras estéticas con DSD elimina por completo esta incertidumbre, aportando una simulación fiel de cómo será la sonrisa de cada paciente antes de iniciar cualquier intervención.

 

En Clínica Odontológica Mussuto nos especializamos en tecnología de Diseño de Sonrisa Digital para realizar prótesis dentales, porque somos conscientes del impacto que genera el éxito de un tratamiento estético en la personalidad de nuestros pacientes. Sin embargo, este instrumento permite el diseño y la planificación de distintos tipos de tratamientos de rehabilitación oral y mejoras estéticas.

 

 

¿Cómo funciona la planificación de DSD?

 

Una vez que el paciente acepta trabajar con Diseño de Sonrisa Digital para un tratamiento estético bucal, el odontólogo procede a fotografiar distintas expresiones del rostro para volcar imágenes digitales a un ordenador. El sistema funciona mediante tecnología de reconocimiento facial y bucal, permitiendo al profesional estudiar milimétricamente cada aspecto de la sonrisa a mejorar. Al momento de diseñar la sonrisa, el odontólogo debe basarse en los objetivos y necesidades del paciente para ir trabajando la mejora en conjunto, siempre en el marco adecuado del tratamiento a realizar.

 

Una vez que el paciente se encuentra satisfecho con la simulación del resultado final, se procede a la fabricación de las piezas dentales que se usarán en el tratamiento. La realización de nuevos dientes, carillas o elementos necesarios se lleva a cabo a través de impresoras 3D. A partir de allí, el especialista en DSD se encarga de la optimización de estas piezas en la clínica dental hasta obtener el producto final que será pegado o implantado según cada caso.